Saltos y percepción

Salto, Abismo, Posición De Combate

Es claro que los saltos son un excelente método para incluir en el entrenamiento. Sin embargo se debe tener mucho cuidado en los ejercicios y su técnica para evitar una lesión o un malestar de cualquier tipo. Para poder entrenar con salto es necesario tener un acondicionamiento previo que cuide el cuerpo y lo prepare para realizar ese tipo de ejercicios. Es decir es necesario tener una buena resistencia y la fuerza adecuada para poder ejecutarlos.

Sin embargo, existen diferentes tipos de salto para entrenar, desde uno corto, que puede abordar más población, es importante que de todas maneras hayan pasado la etapa de acondicionamiento físico. Existen saltos más largos y con más potencia y saltos muy altos para personas que llevan ya mucho tiempo en el entrenamiento y tiene la condición física de fuerza necesaria para realizar saltos complejos sin lesionarse.

Es claro que no se puede empezar a entrenar con saltos, para poder llegar a realizar estos ejercicios el cuerpo debe ir avanzando progresivamente en resistencia, fuerza y saltos para no lesionarse o enfermarse por causa de un entrenamiento muy pesado que el cuerpo no estaba preparado para realizar.

Es evidente que las personas con sobrepeso no pueden entrenar con salto pues es mucho el peso que las articulaciones deben aguantar y recibir. De la misma manera es más la masa grasa que tiene el cuerpo al músculo y fuerza que tiene el sujeto, por esta razón no puede soportar el salto llevando a una posible lesión.

Si se entrena mal o en un momento que no es adecuado puede generar además de las complicaciones físicas, frustración, depresión, baja autoestima, sentimiento de inutilidad, se cree incapaz de hacer bien las cosas, genera miedo, aburrimiento, abandono y mucho más. Esto no solo se va a ver dentro del entrenamiento, se van a ir influenciando las situaciones de la vida cotidiana tanto personales como profesionales.

Entonces al poner a hacer un ejercicio de salto, debemos tener en cuenta el cuidado del cuerpo y de la mente. Ayudar a las personas a dar su mayor esfuerzo y mejorar cada día, ir progresando en el entrenamiento hasta ser capaz de realizar pequeños saltos, luego unos más grandes y más largos y así progresivamente.

Los ejercicios de salto proporcionan una mejora en la resistencia anaerobica y un aumento significativo en la fuerza, por tanto es un excelente método para incluir dentro de los entrenamientos diarios de las personas ya entrenadas. Entonces si se entrena y se prepara adecuadamente el cuerpo para este tipo de entrenamientos puede tener muchos beneficios en el cuerpo y en la mente. En la mente pues genera orgullo, sentimiento de fuerza, satisfacción, ganas de continuar, y mucho más.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.

Blog de WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: